Test123Test123Test123

 :: Bienvenidos :: Holiwi

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Test123Test123Test123

Mensaje por Administracion SA el Jue Nov 30, 2017 4:49 am

De nuevo me despierto sin ninguna, absoluta gana de levantarme, pero como siempre, me recuerdo a mi mismo que sin trabajar no podré tener más experiencia para sobrellevar mi camino ninja. Así que decidido me dirijo al tablón de las misiones, no sin antes haberme duchado, desayunado, y coger las cosas necesarias para un ninja como yo. De camino al tablón tengo que pasar por un pequeño parque, y veo a unos niños jugando en la fuente con unos pajaritos, pero al instante me doy cuenta que mas que jugar estaban intentando dar caza con redes, pero lo peor es que esa clase de pajaros, no eran comestibles, si no que son de compañía y mientras me acercaba para hablarlo con ellos, me doy cuenta de que uno de los niños estaba llorando en el suelo, y gritando que no lo hicieran. Así que me decidí a hacercarme dispuesto a cambiar la desagradable situación. Una vez allí, les dije: -¿Que estais haciendo?¿Os creeis los reyes del mundo?¿Es que no oís a vuestro amigo llorar, para que no maltrateis a esos pobres pajaros? Ya podeís estar dejando de hacer este tipo de cosas. No es nada bueno, espero que aprendais modales en la academia.- A lo que respondieron:- ¿Y tu quién eres para decirnos que hacer con estos pajaros?-. Así que les dije: - Pués soy unos de los gennin del cuerpo de ninjas de esta aldea, y ya podeís empezar a despejar este lugar, si no quereis tener ningún problema-. Y por último, ellos resentidos e impotentes respondieron: - Vale, vale... Ya nos vamos. -

Así que recogí a los tres pequeños y preciosos polluelos, y se los dí al niño que estaba llorando, y me dijo: - Muchas gracias, se que esos niños van a volver, pero por lo menos estos tres polluelos estarán en mi casa, así podré cuidarlos, y hacer que crezcan sanos, y muy fuertes.- Así que acompañé al niño a su casa para asegurarme de que los polluelos y él pudiera llegar bien a casa.

Después de todo este lío resuelto, pude terminar de llegar al tablón de misiones. Una vez allí, pude ver que una persona mayor había puesto una misión, y el ver que alguien tan maduro, necesitara algo me hizo pensar que si no la cogía podría quedarse allí y que nadie pudiera ayudarle.

Decidido a terminarla me acerqué a la dirección que había en la misión. Allí me encontre a una mujer mayor, con cara triste, decaída pero con la suficiente fuerza interior para sonreírme con una cara cansada. Le pregunté si era la persona que había colgado la misión. Y me respondió: - Si hijico, la verdad es que necesito que me ayudes. Hecho mucho de menos a mi familia, pero están muy lejos, y no tengo suficiente fuerza como para llegar hasta ellos, y por lo mayor que estoy y mi poca movilidad no puedo moverme de mi casa. Así que me gustaría que pudieras encontrarme un animal de compañía que no me ensucie mucho la casa y que no necesite que lo saque mucho a la calle, ya que no estoy para caminar. - Así que le respondí: -Claro señora, no se preocupe, yo le buscaré un animal que le haga buena compañía-. Así que me acordé que mi vecino, que tenía una gata, y que había tenido crías, así que fui a preguntarle si un animal como ese podía cumplir las expectativas de la mujer. Me explicó que si, al decirle que quería un animal que no manchara, no tuviera mucho trabajo, y que diera cariño, un gato era la elección perfecta. Así que le pedí que si una de las crías que tenía me la podía regalar para una mujer mayor que, necesitaba mucho cariño, por favor. Así que me lo regaló con mucho gusto.  Fuí a hablar con la mujer y le expliqué: - Este gato viene de parte de mi vecino,que ha tenido crías de su gato, y la verdad es que le he contado tus preocupaciones y tus problemas para ver si un gato podría llegar a cumplir las necesidades que usted tenía. Así que me ha dicho que sin problema. Un gato era la mejor opción para usted. Pero yo personalmente también quería ayudarte con el tema de tu familia, quizás no estén aquí,  pero puedes confiar en nosotros, en tu aldea, puedes contar conmigo, ya que voy a venir a verla, la verdad yo tampoco tengo ninguna familia aquí y me siento muy cercano a usted la verdad, y no se porqué. ¿Dejarías que me acercaría a ti lo suficiente para contarte como mi familia?- A lo que me respondió casi llorando: - La verdad Shisui yo tampoco sabía porque, pero sentía un cariño protector hacia a tí, así que espero que puedas pasarte por aquí a menudo, a comer conmigo si quieres, o a pasar un rato, me da lo mismo, no me molestarás, para mi serás como mi familia.-

Y así hice más grande mi familia y completé mi misión.
avatar


Mensajes : 135
S.S.P : 392

Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 :: Bienvenidos :: Holiwi

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.